Una amiga alemana que se encontraba en España cuando se conocieron las primeras investigaciones del caso Gürtel nos visitó un tiempo después en casa. Al escuchar las noticias en la televisión nos preguntó sorprendida si era el mismo caso que ella había conocido. No daba crédito cuando le contestamos que era el mismo. Acabábamos de conocer la tercera sentencia y habían pasado ¡doce años! desde que en el año 2009 la Fiscalía denunció ante la Audiencia Nacional los hechos que habían comenzado a investigarse en 2007. ¿Qué pensaría nuestra amiga si supiera que seguimos con el mismo asunto?. Leer más…

Dejar una respuesta